La magia de la NBA

Tengo un hermano que además de muy buen periodista es muy generoso, y me ofreció la posibilidad de escribir en coautoría con él, durante el último mes de octubre, algunas notas relacionadas al deporte en Hora Hispana, el periódico en español del diario neoyorquino NY Daily News, y dirigido a la comunidad hispano hablante.

La primera nota publicada fue referida al inicio de las Eliminatorias Sudamericanas para el Mundial de Sudáfrica 2010. Luego el comienzo de la temporada regular de la NBA y la presencia cada vez más importante de latinos en la liga estadounidense, fueron un nuevo motivo para mis prácticas en la materia de la escritura. Abajo, la nota que se publicó el jueves 8 de Noviembre:

Título: Puntería hispana

Desde sus orígenes en 1946 hasta la década pasada, eran los basquetbolistas estadounidenses los dueños casi exclusivos de la magia de la liga más importante del mundo, la de la Asociación Nacional de Básquetbol [NBA, por su sigla en inglés]. Aquel fue el tiempo de genios malabaristas como Wilt Chamerlain, Bob Cousy, Oscar Robertson, Jerry West, Julius Erving, Kareem Abdul-Jabbar, Larry Bird, Earvin “Magic” Johnson y, desde luego, el inigualable Michael “Air” Jordan.

Aunque al principio el interés por la liga se expresaba en especial dentro de los Estados Unidos, la NBA comenzó de a poco a atraer la atención de los aficionados de todo el mundo y pronto se convirtió en el destino soñado de cualquier basquetbolista. Sin embargo, fue en los años noventa cuando una gran cantidad de jugadores comenzó a llegar de otros países, como fue el caso de Peja Stojakovic (Serbia), Andrei Kirilenko (Rusia), Yao Ming (China), Tony Parker (Francia) o los hispanos Lázaro Borrell (Cuba), Horacio Llamas Grey (México), Rolando Blackman (Panamá) y Rubén Wolkowhisky (Argentina).

Los nuestros, hoy

La temporada de la NBA 2007-08, que tuvo inicio el pasado 30 de octubre, contará con doce basquetbolistas hispanos, esto es, uno más que en la temporada anterior: los argentinos Carlos Delfino, Manu Ginóbili, Walter Herrmann, Andrés “Chapu” Nocioni, Fabricio Oberto y el debutante Luis Scola; los dominicanos Francisco García y Charlie Villanueva; el mexicano Eduardo Nájera; y los puertorriqueños Carlos Arroyo y José Barea. A ellos podrían sumarse los españoles José Manuel Calderón, Jorge Garbajaosa, Paul Gasol y Sergio Rodríguez.

Por ser el recién llegado, el alero argentino Luis Scola es quizá el que mayor expectativas despierta, en especial por el altísimo nivel que ha mostrado a lo largo de sus siete temporadas en la exigente liga española (primero en el Gijón y luego en el Taú Cerámica), aunque también por su brillante desempeño en el último torneo preolímpico de Las Vegas 2007 (el certamen que clasificó a los Estados Unidos y a la Argentina para los Juegos Olímpicos de Pekín 2008) y en el que Scola resultó elegido el jugador más valioso (MVP). Esta temporada debutará en Houston Rockets y su nuevo entrenador, Rick Adelman, ya ha expresado su intención de darle muchos minutos en campo.

Predominio argentino

Por otra parte, el arribo del porteño a la NBA confirma el lugar de importancia que en la actualidad ocupa el básquetbol albiceleste en la élite mundial, pues con él serán seis los profesionales argentinos en la principal liga estadounidense. Al respecto, Hora Hispana entrevistó al jefe de equipo de los seleccionados nacionales de básquetbol masculino de la Argentina, Alejandro Cassettai, a quien le preguntó cuál era el secreto de semejante presencia: “Se trata de una generación dorada, pues son jugadores que han ganado casi todo, tanto en sus clubes, como en mundiales y juegos olímpicos. Además, conforman un grupo histórico que muestra lo que significa el sacrificio y la persecusión de objetivos tanto a nivel individual como grupal, porque es difícil que el grupo hubiera alcanzado tantos logros si no hubieran sido lo que son como equipo”, explica el argentino, que también fue basquetbolista.

Ahora bien, ¿por qué no se ha dado esta situación en otros países de la region? Para Cassettai, una de las claves está dada por la organización de los certámenes: “La liga argentina, en comparación con el resto, se apoya en un esquema mucho más federal, lo que se traduce en mayor cantidad de equipos y, a su vez, en más y mayor competencia a lo largo de cada temporada, aun cuando los clubes no tengan un gran poderío económico”. No obstante, de cara al futuro, Cassettai advierte que resultará difícil mantener el nivel de competitividad pues con la actual estructura se torna difícil retener a las jóvenes promesas, quienes muy pronto son contratados por clubes más poderosos del exterior del país.

Uno por uno

En su quinta temporada como escolta en San Antonio Spurs y con tres anillos en su haber, es poco lo que Manu Ginóbili tiene que demostrar en la NBA. Sin embargo, tiene apenas treinta años y en los últimos días ha expresado sus deseos de jugar “hasta los 37” en el más alto nivel. “Todavía tiene mucho para dar porque nunca se conforma con lo que ha logrado, siempre quiere más. Es un perfeccionista y piensa todo un segundo antes que el resto. Un ganador y líder total”, lo elogió Cassettai. Sobre Oberto, compañero de Ginóbili en San Antonio y también escolta, el dirigente argentino señaló que “es uno de los jugadores argentinos más inteligentes y voluntariosos, a quien no le interesa ser tapa de los diarios” y que este año, en su tercera temporada, tendrá mucha más participación.

Otro que jugará su tercera temporada es el alero Nocioni, de Chicago Bulls, quien a fuerza de garra y entrega buscará ganarse un lugar entre los titulares. “Todo dependerá del lugar que le den en en equipo porque “Chapu” es un indomable, una fiera que siempre arremete y necesita protagonismo”, afirma Cassettai. Por su parte, Herrmann tendrá su segunda temporada en la liga, como alero de Charlotte Bobcats, y buscará repetir el nivel exhibido en el último tramo de la serie regular de 2006/07. De él, Cassettai expresó que “tiene mucho potencial físico y puede destacarse si gana minutos en campo”. En tanto, Delfino pasó de Detroit Pistons a Toronto Raptors, un cambio de aire que servirá de estímulo al alero santafecino: “Hace poco hablé con él y me dijo que esperaba una oportunidad así, por eso puede ser su año”, comentó Cassettai, mientras que para Scola, solo tuvo elogios: “Es muy hábil, tiene calidad, un gran movimiento de pies y un corazón que pocos jugadores poseen”.

Al margen de los jugadores argentinos, Cassettai expresó que el base puertorriqueño Arroyo, de Orlando Magic, es uno de los jugadores hispanos que más lo impresiona y que considera que podría convertirse en uno de los grandes protagonistas de esta temporada. El armador boricua fue también una de las figuras del torneo preolímico y este año será una pieza clave del conjunto de Orlando. En tanto, su compatriota, el joven base Barea, buscará sumar los minutos que le permitan ganar confianza para convertirse en el futuro cerebro de Dallas Mavericks, donde jugará su segunda temporada.

Por el lado de los dominicanos, el ala de Sacramento Kings, Francisco García, pondrá su atención en conseguir la regularidad que no exhibió en sus dos primeras temporadas y con el objetivo de convertirse en el líder de su equipo. La pretemporada ha sido una buena oportunidad para demostrar que con 25 años de edad está lejos de haber alcanzado su techo. Por su parte, Charlie Villanueva, de Milwaukee Bucks, tendrá su tercera temporada en la liga, aunque habría que descontar los 43 partidos en los que estuvo ausente por diferentes lesiones. Sin duda, el joven alero vivirá el certamen como una revancha personal. En tanto, el alero mexicano Nájera jugará su novena temporada en la prestigiosa liga, por cuarta vez para Denver Nuggets, tras su paso por Dallas Mavericks y Golden State Warriors. Aunque no formará parte del quinteto inicial, el oriundo de Chihuahua ha tenido un gran 2006, lo que lo convirtieron en el sexto hombre de su equipo.

Por Matías Maciel / Mauro Maciel

manu.jpg

Etiquetas: ,

Una respuesta to “La magia de la NBA”

  1. A.- Says:

    Apoyo incondicional a la Fraternidad Maciel.

    Felicitaciones! Abrazos!

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: