Viva la diferencia! (o eliminado Clase A)

Boca Juniors se quedó en las puertas de la final de la Copa Libertadores de América 2008. El defensor del título y hexacampeón del torneo continental quedó eliminado ante el Fluminense luego de empatar 2-2, en Buenos Aires y caer 3-1 en el Maracaná de Río de Janeiro.

Resulta inevitable buscar excusas o argumentos que justifiquen una derrota, sobretodo cuando ésta es dolorosa. Boca se despide de la competencia y a mi no se me ocurren más motivos que culpar a la mala suerte. Sin embargo, una salida así, con semejante protagonismo, contra once jugadores y cobrando el precio que se merece, resulta elegante, reconforta y genera gran orgullo.

El equipo de Ischia fue claro dominador y protagonista del juego durante los 180 minutos. Un error grosero del arquero Migliore, fue el premio con que los brasileños se llevaron el valioso empate en la ida, además de no tener que pisar la Bombonera, suspendida por la agresión del hielazo que arrojó un perejil.

Anoche, en el Maracaná, el (todavía) campeón de América demostró su categoría y se desenvolvió a la altura de las circunstancias. Atacó con los dos laterales una y otra vez, adelantó a sus defensores centrales a unos 25 metros del área, controló el juego jugando la pelota al piso y desbordando hasta el fondo.

La concentración de jugadores defensores tricolores hizo difícil encontrar espacios para generar llegadas claras, por lo que las chances xeneizes se sucedieron a partir de centros o embestidas vacías de estética. El equipo de Renato Portalupi esperaba (sacando provecho del resultado de la semana anterior) y reventaba pelotazos para salir de contra, luego de comprobar que la presión de Boca ante cada intento de salida era abortado por los mediocampistas.

Palermo gritó el 0-1 y parecía que Boca se encaminaba a otra nueva final. Hubiera sido lo más justo. Pero como la justicia no es suficiente, un golazo de tiro libre, más una carambola dieron vuelta el resultado en unos pocos minutos. Al final con desesperación, el cuadro argentino siguió buscando el empate que lo llevara a los penales, pero el Fluminense fue pícaro al ensuciar el juego para ganar tiempo que lo acercara la primera final de su historia.

 

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: